Información sobre la salud y noticias de salud


La crisis climática, las enfermedades mentales y la información errónea en internet son las nuevas amenazas para los niños

Por el 25/09/2019
nnuevas-amenzas-niños-unicef

Los conflictos prolongados, una crisis climática que va a peor, el aumento de las enfermedades mentales entre los jóvenes y la información errónea en internet son algunas de las nuevas y peores amenazas para los niños y niñas de todo el mundo, según ha informado UNICEF en una carta abierta difundida por la directora ejecutiva de la organización, Henrietta Fore.

Además de los retos a los que ya se enfrentaban los niños, como el acceso a la educación, la pobreza, la desigualdad y la discriminación, la carta advierte de nuevas amenazas para los derechos de los niños, y esboza las formas de redoblar los esfuerzos para abordarlas. La carta se lanza como parte de la conmemoración, por parte de UNICEF, del 30º aniversario de la Convención sobre los Derechos del Niño, el tratado de derechos humanos más ampliamente ratificado de la historia.

En la carta se subrayan ocho desafíos crecientes para el mundo de los niños: los conflictos prolongados; la contaminación y la crisis climática; el declive de la salud mental; las migraciones masivas y otros desplazamientos de la población; la apatridia; las habilidades futuras para los trabajos del futuro; los derechos sobre los datos y la privacidad en la red, así como la información falsa en internet.

Con respecto a los conflictos, la carta pone de manifiesto que el número de países en situación de conflicto en la actualidad es el más alto registrado desde la aprobación de la Convención sobre los Derechos del Niño en 1989, y que uno de cada cuatro niños vive en países afectados por desastres o conflictos violentos.

Acerca del cambio climático, la directora ejecutiva de UNICEF advierte de que los niños ya están teniendo que luchar contra la destrucción incontrolada del planeta El aumento de las condiciones meteorológicas extremas y el aire tóxico, las sequías prolongadas y las inundaciones repentinas forman parte de esta crisis, y están afectando de manera desproporcionada a los niños más pobres y vulnerables.

“Los gobiernos y las empresas deben trabajar juntos para reducir el consumo de combustibles fósiles, crear sistemas agrícolas, industriales y de transporte más limpios e invertir en ampliar las fuentes de energía renovables”, escribe Fore.

La carta también refleja la preocupación por el hecho de que muchos niños van a crecer como nativos de un entorno digital saturado de información falsa a la que se accede muy fácilmente en internet. Fore advierte en su carta de que un entorno digital en el que cueste distinguir la verdad de la ficción tiene el potencial de minar la confianza en las instituciones y las fuentes de información, además de sesgar el debate democrático y las intenciones de los votantes y sembrar dudas acerca de otros grupos étnicos, religiosos o sociales.

La carta alerta de que la información falsa en internet ya está exponiendo a los niños a la captación con fines sexuales, el abuso y otras formas de explotación; está sesgando el debate democrático y, en algunas comunidades, está llegando incluso a provocar el resurgimiento de enfermedades mortales debido a la desconfianza de la gente en las vacunas, instigada por la información errónea de internet. Esto podría dar como resultado que toda una generación de ciudadanos no sea capaz de confiar en nada.

Para responder a este problema, UNICEF ha puesto en marcha programas piloto de alfabetización mediática, como el programa de Jóvenes Reporteros de Montenegro, cuyo objetivo es formar a los jóvenes para identificar información errónea en la red y verificar contenidos on line, así como enseñarles las funciones y las técnicas de un periodismo responsable.“No podemos seguir creyendo ingenuamente que la verdad tiene una ventaja innata sobre la mentira en la era digital y, como sociedades, debemos crear resiliencia contra la avalancha diaria de falsedad que hay en la red”, escribe Fore.

En lo que respecta a la salud mental, la carta advierte de que las enfermedades mentales entre adolescentes han aumentado en los años posteriores a la aprobación de la Convención sobre los Derechos del Niño, y que la depresión es una de las causas principales de discapacidad entre los jóvenes.

Así, Fore insta a dar prioridad a la difusión, la prevención, el tratamiento y la rehabilitación de niños y jóvenes que sufren problemas de salud mental, así como a luchar contra los estigmas y los tabúes que rodean a las enfermedades mentales con el fin de poder buscar tratamientos y recibir ayuda.

Por último, la directora reconoce en la carta que los niños y los jóvenes ya han iniciado movimientos por todo el mundo en busca de soluciones para responder a los desafíos a los que se enfrentan, y pide a los dirigentes mundiales que sigan su ejemplo. “Vosotros, los niños y los jóvenes de hoy, habéis tomado las riendas y estáis exigiendo medidas urgentes. Además, os estáis ‘empoderando’ para aprender acerca del mundo que os rodea y adaptarlo a vuestras necesidades”, escribe Fore. “Os estáis pronunciando, y nosotros os estamos escuchando“.

You must be logged in to post a comment Login

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies